Recurrencia

El cáncer de mama puede recurrir en cualquier momento, pero la mayoría de las recurrencias ocurren durante los primeros 3 a 5 años después del tratamiento inicial.

Estas recurrencias pueden ser locales o sistémicas:

  • Recurrencia Local significa que el cáncer regresa en la misma mama (después de una mastectomia parcial), o en la cicatriz (después de una mastectomia total). También se considera recurrencia local (regional) cuando el cáncer vuelve a aparecer en los ganglios que rodean la mama.
  • Recurrencia sistémica implica que el cáncer aparece en cualquier parte del cuerpo. Los sitios más frecuentes donde aparece son huesos, pulmón e hígado.

La posibilidad de tener una recurrencia de la enfermedad dependerá de las características iniciales del tumor, así como del tamaño y la presencia de ganglios comprometidos.

Cómo darse cuenta de una recurrencia

Después del tratamiento, ud. debe seguir practicando el autoexamen mamario y estar atenta a características diferentes que note en sus mamas, como cambios en la consistencia, nódulos, cambios de coloración, etc. Asi mismo debe estar atenta a dolores de cabeza persistentes, mareos, cansancio o sensación de falta de aire, tos, dolor de espalda o problemas digestivos. Adicionalmente deberá asistir a controles periódicos para ser examinada por un especialista. Durante estos controles se someterá también a mamografías y algunos otros exámenes. Inicialmente estos controles son cada tres a cuatro meses, después menos frecuentes.

Tratamiento de la recurrencia

El tipo de tratamiento va a depender del tipo de recurrencia (local o sistémica), así como del tratamiento que se haya dado inicialmente.

Si ud. tuvo una mastectomia parcial y ahora presenta una recurrencia local (en la misma mama), su tratamiento implicará una mastectomia (con o sin reconstrucción mamaria). Si previamente tuvo una mastectomia y la recurrencia es en el mismo sitio de la mastectomia, el tratamiento involucrará cirugía para tratar de remover el tumor, usualmente seguida de radioterapia. Tanto quimioterapia como hormonoterapia pueden estar indicadas en ambos casos después de la cirugía y su selección dependerá también del tratamiento que haya recibido en el primer episodio de cáncer.

Si el tumor aparece en la otra mama, podría ser considerado como un nuevo cáncer sin relación con el tumor primario. El tratamiento puede incluir la mastectomia parcial o total, radioterapia, y tratamiento sistémico si esta indicado (quimioterapia y/o hormonoterapia).

Cuando la recurrencia es sistémica (huesos, pulmón, hígado u otros órganos) se tratará con terapia sistémica (quimioterapia y/o terapia hormonal). La radioterapia o la cirugía pueden ser también recomendadas para aliviar algunos síntomas como el dolor óseo o tratar alguna úlcera. Terapia con trastuzumab (herceptina) puede recomendarse en aquellos tumores que son HER2 positivos.

La recurrencia de un cáncer de mama no significa que la paciente esté en etapa terminal. Hoy existen muchas alternativas para tratar esta enfermedad y la elección de la terapia va a depender de cuánta enfermedad hay en el cuerpo, de la condición general de la paciente, del tipo de cáncer y los tratamientos recibidos anteriormente. Incluso pacientes con enfermedad metastásica pueden vivir varios años con tratamientos paliativos.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *